Méndez: «No vamos a acompañar un aumento del boleto que vaya por encima del 15%»

El concejal Darío Méndez, del bloque de concejales Unidad Ciudadana, es el vicepresidente de la comisión de Transporte y Tránsito del Concejo Deliberante y año tras año se ha destacado por estudiar a fondo el tema de la tarifa de colectivos, defendiendo el bolsillo de los trabajadores contra los aumentos que intenta imponer el oficialismo y la Cámara de Transportes. LOT dialogó con él.

¿Cómo viene la discusión del aumento del boleto para 2018?

Hicimos la comparación de los estudios de costo que mandaron a hacer tanto la Cámara de Transporte como el Municipio de Tandil y hubo salvedades en el estudio realizado por las autoridades de Tandil que daba porcentajes distintos porque no contemplaban ciertos aspectos como la paritaria y el congelamiento de los subsidios que sufrieron los transportistas para este año. Esto hay que destacarlo, porque el gobierno nacional congeló los subsidios que recibían para los aumentos de salario de los trabajadores y eso implica que ese costo se traslade al boleto.Los transportistas hacen un planteo que según la estructura de costos buscan tener un boleto a 15 pesos y volver a revisarlo en septiembre por la actualización salarial y la suba de precios del combustible.

¿Unidad Ciudadana acompañaría ese planteo?

Nosotros hacemos un análisis de que el sistema público de pasajeros de gestión privada tiene tres patas: una que es la parte privada, encargada de brindar el servicio de transporte y tienen la lógica comercial, que hay que entenderla. Por otro lado está el Estado que se tiene que encargar de controlar y mantener la cuestión de la frecuencia, la limpieza de los micros, el trato de los pasajeros; donde también está el poder legislativo que determina la ampliación de los recorridos, a dónde tiene que llegar etc. Pero también están los pasajeros y el planteo político que hacemos desde nuestro espacio Unidad Ciudadana es que no podemos sacar de la ecuación a los pasajeros, porque uno entiende que existe un costo en un sistema de transporte de calidad, pero de nada nos sirve tenerlo si nadie se puede subir al colectivo por el precio.

Si uno analiza la realidad de los trabajadores de Tandil y de diferentes puntos del país, donde se está discutiendo una paritaria promedio de alrededor del 15 por ciento, no podemos plantear un aumento del 30 por ciento, mientras hay aumento de la luz y el gas del 40%, una inflación que ya ronda el 10% los primeros cuatro meses del año.

¿A cuánto debería aumentar el boleto entonces?

Entendemos que tiene que haber un equilibrio de todas las partes. El problema es político porque hay una decisión del Presidente de destruir el poder adquisitivo de los trabajadores y dejar de subsidiar al transporte a contramano del mundo. Nosotros no vamos a acompañar ningún aumento que sea por encima del 15%, que es la paritaria planteada para los trabajadores.

¿Cómo se resolverá entonces el aumento del 2018?

Tendremos que sentarnos con el oficialismo, que son quienes tienen la mayoría en el concejo y ver de qué manera plantean ellos este problema. Nosotros hacemos otros planteos que el Ejecutivo viene durmiendo en los cajones que es el Boleto Combinado Universal para quienes toman más de un colectivo y la implementación del sistema SUBE, que no tendría ningún costo para los vecinos y nos estaríamos ahorrando los 10 millones de pesos que nos gastamos los tandilenses anualmente para sostener el sistema SUMO, y con ese dinero se podría subsidiar la tarifa.

Redaccion

Volver arriba